Beneficios de las redes sociales en la educación

Creado por en sep 19, 2012 en Blog

Para comenzar debemos entender qué es una Red social, entre las diferentes definiciones escojo la siguiente:Una red social es una comunidad virtual donde los usuarios ingresan para interactuar con personas de todo el mundo con gustos en común. Es una herramienta que funciona como una plataforma de comunicaciones cuyas funciones son conectar gente que se conoce o que desea conocerse, centralizar su información y recursos en un lugar único de fácil acceso (fotos, videos y más) y que ellos mismos generen y administren sus contenidos.”  En la práctica la escuela es una microsociedad, en la que encontramos profesores y alumnos.

Con la transformación de la escuela 2.0 la escuela tradicional está quedando obsoleta, al igual que la forma de relacionarse, trabajar y comunicarse entre sus integrantes. Es ahí donde toma especial relevancia la presencia de las Redes sociales, reforzando cada vez más la idea de que una escuela comunicadora y transmisora de conocimiento, donde sean los alumnos los constructores de su propio conocimiento, utilizando al profesor como puro mediador de su aprendizaje, e internet como herramienta de trabajo.

En ocasiones la presencia de múltiples recursos de forma dispersa, dificulta la eficacia de la tarea educativa, ya que se debe disponer de tiempo para visitar el gran número de recursos que son independientes entre sí. Por tanto como indica Juan José de Haro en su blog sobre los beneficios de las Redes Sociales en la Educación, éstas permiten centralizar en un único sitio todas las actividades docentes, profesores y alumnos de un centro educativo.

Lograr una escuela participativa, en la que todos formen parte del proceso de enseñanza aprendizaje de forma activa, provoca una mayor consecución de los objetivos educativos. Como nos indica Haro en su blog, “gracias a las Redes Sociales logramos aumentar el sentimiento de comunidad educativa para los alumnos y profesores debido al efecto de cercanía que producen”.

Empoderar al alumnado de la capacidad para identificar y crear sus propios objetos de interés así como los objetos propios de la educación permite, según indica Haro en su blog, de una mejora del ambiente de trabajo. Ser autónomos y participes de sus necesidades educativas, rompe con el binomio educativo de profesor-alumno, transformándose así en una relación recíproca profesor-alumno, alumno-profesor en la que todos aprenden del otro mejorando por tanto el clima escolar.

Las Redes Sociales nos ayudan a crear espacios específicos según temáticas, es decir, podemos crear grupos de los que nos sintamos identificados porque el tema resulte de nuestro interés y queramos profundizar, o bien porque queremos lograr un espacio de interacción y consulta de una temática educativa específica desarrollada en el aula, o por otras múltiples razones. Además podemos comunicarnos de manera inmediata con un gran número de personas.

Esta creación de espacios e interacción comunicativa facilita, según Haro en su blog, la coordinación y trabajo de diversos grupos de aprendizaje (clase, asignatura, grupo de alumnos de una asignatura, etc) mediante la creación de los grupos apropiados.

Pero estos espacios de interacción no sólo sirven para la interacción e intercambio de contenidos y conocimientos sino también en la transmisión de valores, de normas de convivencia, etc. Se desarrolla un aprendizaje del comportamiento social básico por parte de los alumnos.  Son ellos quienes saben qué pueden decir, qué pueden hacer, hasta dónde pueden llegar, etc…el recibir un feedback inmediato de su grupo de iguales modela el comportamiento individual de los participantes en la red.

Por último destacar que el uso de Redes Sociales, dota de mayor significatividad a la incorporación de las TIC al proceso educativo. Crear un lugar donde las TIC estén integradas, provoca en el alumnado la normalización de las mismas, identificándolas como recursos y no como medios lúdicos. Juan José de Haro en su blog habla de un incremento de la eficacia del uso práctico de las TIC, al actuar la red como un medio de aglutinación de personas, recursos y actividades. Sobre todo cuando se utilizan las TIC de forma generalizada y masiva en el centro educativo.

Por todo ello podemos decir que el uso de las Redes Sociales aporta grandes beneficios a la educación, pero debe ser un uso dirigido, orientado a la consecución y logro de objetivos pedagógicos y siendo para el alumnado una herramienta imprescindible para su desarrollo educativo.